Fallece Salvador España tras una dura agonía

1
La historia de Salvador España revolucionó las redes sociales con su testimonio desgarrador, ya que tenía que esperar hasta 7 horas para una inyección de morfina

Salvador España Jurado, más conocido como el Salvarichi o Salvori, un campesino de los Montes de Málaga, muy querido por su carisma y humanidad, siempre ha ayudado a quien mas lo necesita sin pedir nada a cambio.

Empezó trabajando desde pequeño para ayudar a sus padres. De hecho, cuando tan solo era un niño iba con una burra blanca a por leche a Málaga.

Toda su vida la ha dedicado a cuidar a su familia y quererla tal y como es, e incluso cuando se jubilo en la TANA S.A. donde ha pasado toda su vida trabajando y era muy querido por todos (sus compañeros le llamaban cariñosamente el Papi o el Abuelo) a los que han enseñado toda su sabiduría a personas que hoy día trabajan allí. Cuando se jubiló en TANA S.A. recibió un homenaje bastante emotivo, homenaje que él no se esperaba.

Su plan de jubilación era ir con su hijo a filmar historias de Málaga, para plasmar lo que es la vida realmente tal y como lo estaba haciendo hasta ahora Javier España Pérez.

Desgraciadamente, su jubilación ha tenido un desenlace inesperado: un cáncer ha podido con él a pesar de que él aseguraba que “está batalla la tengo que ganar por mi mujer y mis hijos; ellos me necesitan, tengo ganas de vivir“.

Por su parte, su hijo Javier nos traslada estas palabras: “Quería agradecer a cada una de las personas que me han llamado desde todas partes de España, para cuidar a mi padre desinteresadamente e incluso darnos un donativo (cosa que no hemos pedido en ningún momento)“. Se hizo viral un vídeo suyo que incluso compartió el médico granadino Jesús Candel, conocido como Spiriman.

Eliminé las publicaciones de Facebook y Youtube de mi padre “Salvemos a Salvador” ya que, después de tanto luchar, necesita un merecido descanso… sus últimos palabras han sido: ¡Javier, sigue con los vídeos… es lo que te hace sentir vivo y puede darte un futuro para seguir comiendo un cuscurro de pan“.

Después de todo mi padre seguirá vivo entre nosotros; ya que, gracias a él, existo yo… ¡Gracias, Papá! Has hecho un “Malagueño ilustre”. Resaltar que mi madre ha estado ahí, siempre al pie del cañón; ha estado con él hasta sus últimos días“, asegura Javier.

Antes de salir, por las puertas de casa, me despedí de él… (ya que yo sabía lo que había) por desgracia… no he podido ir a verlo ya que estoy enfermo, sin embargo desde casa he estado ayudando como he podido: contestando mensajes de redes sociales, cuidando a mis animales; lo poco que puedo hacer”. Él, cuando se fue, me dijo nos veremos en otra vida, nene. Y espero que así sea papá“.

Ahora seguiré en la medida de los posible filmando historias de Málaga, que aún quedan muchas leyendas vivas; ahora necesitamos un tiempo para volver a encontrarnos con nosotros mismos. Gracias mamá por elegir a papá“, dijo para finalizar.







1 COMENTARIO

  1. Seguro era un excelente ser, y que ahora lo seguirá siendo como vuestro hermano de luz. Seguid con vuestra aportación infinita de agradecimiento hacia su labor de encarnado y os oirá aunque no lo creáis

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.