Aspanoma: “Si no hay 4 oncólogos, habrán más movilizaciones”

0


La asociación Aspanoma, Asociación de Padres y Madres de Niñas y Niños Oncológicos de Málaga, consiguió reunir a medio día de ayer a más de 100 personas en una de sus tantas protestas por la falta de profesionales de oncología en el Hospital Materno Infantil de Málaga. 

Con el lema “Nosotros luchando por vivir, vosotros quitándonos recursos”, Aspanoma concentró sus protestas apoyados por otras asociaciones, como Bomberos en Lucha y la Asociación de moteros contra el cáncer.



Juan Manuel, presidente de Aspanoma, indicó que sus protestas no se basan en la política, ellos no quieren politizar nada. Solamente buscan que el número de profesionales que atienden a sus hijos sea el suficiente para una atención de calidad. “Aquí vienen niños de muchos sitios de la geografía española, y necesitamos que el número de oncólogos sea de 4 profesionales”, espetó. “Nosotros estamos allí todos los días y sabemos lo que hay: ellos hacen su trabajo y, cuando salen de guardia, se tienen que quedar trabajando para que los niños estén atendidos”.

En principio, la directora del Materno se ha comprometido en que el número de profesionales sean de cuatro, tal y como están en otras provincias andaluzas. Por ejemplo, en Sevilla hay cinco, cuatro en Granada. Hace más de seis meses, en Málaga había cuatro, y desde Aspanoma no se explican cómo se ha llegado a esta situación, pero, en todo caso, ellos seguirán con las movilizaciones si la situación no se arregla, demostrando que tienen fuerza para presionar a las fuerzas políticas para que la situación se regularice.

Como media habitual, unos 80 niños enfermos oncológicos son atendidos en el hospital malagueños, niños de Málaga, Melilla, Granada, Córdoba, etc… por lo que los médicos que necesitan quieren que sean profesionales con contratos de trabajo estables, no con contratos por meses en los que los oncólogos sean sustituidos por otros que vienen nuevos y no conocen personalmente el historias de los enfermos. Como indica Juan Manuel: “esto no es un catarro, estos son casos de cáncer, por lo que un error puede derivar en muerte”.

Por su parte, Marisa, madre de una niña que lleva diez años en tratamiento oncológico, insistió en que no quieren politizar el asunto. Informó que se han recogido hasta ahora unas 150.000 firmas en protesta por la situación actual, que serán entregadas en Sevilla al delegado de Salud. Se han llegado a reunir con la dirección del centro, con Carlos Bautista, delegado de Salud en Málaga, donde les informó que, gracias a su primera protesta, momento en que solamente había dos oncólogos, se consiguió que se contratase a un tercer profesional, pero que ésto no es suficiente, ya que estos contratos son de mes en mes, lo que no da una estabilidad a las situación. Del mismo modo, invitó a todos los que acudieron a la concentración a que presentasen por escrito una reclamación por la situación.





DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí